Baeza Cayetano Curro Díaz General gines marin II Corrida del Renacimiento Leonardo Hernández Mundotoro Noticias Núñez del Cuvillo

Cayetano, indulta a ‘Comilón’ de Núñez del Cuvillo

Cayetano, en la faena del indulto al sexto I PEDRO RUIZlinea-punteada-firma1

PEDRO RUIZ > Baeza (Jaén)linea-pie-fotos-noticias

Cayetano Rivera, que cortó cuatro orejas y un rabo, indultó esta tarde a ‘Comilón’, herrado con el número 257, de la ganadería de Núñez de Cuvillo, en la II edición de la Corrida del Renacimiento, que acogió la localidad jiennense de Baeza. Un festejo condicionado por el aguacero que cayó durante la lidia del toro para rejones de Leonardo Hernández, que sufrió una fuerte voltereta que le ha provocado una luxación del hombro izquierdo. Completaron el cartel Curro Díaz, una y una, y Ginés Marín, que paseó tres orejas. Ambos salieron en hombros.

Lidiado en sexto lugar, lo recibió con mucho gusto y temple con el capote a la verónica rematando con una gran media. El inicio de faena fue muy torero sacándose al toro con gusto y por abajo, para seguir toreando por el pitón derecho, por el que más cómodo se sintió el torero. Fue un toro con clase por ambos pitones y con buen ritmo en sus embestidas. Previamente, Cayetano cortó dos orejas del tercero. Un toro de justa presentación que derrochó nobleza por ambos pitones.

Ginés Marín cortó dos orejas ante otro buen toro de Nuñez del Cuvillo.  Faena de principio a fin, tanto de capote a la verónica como en el quite por chicuelinas. En la muleta consiguió una buena faena por ambos pitones, sobre todo, por el izquierdo, donde ralentizó la embestida del astado. Una oreja más cortó Ginés al séptimo. Un toro más deslucido que no permitió el toreo en redondo, pero al que el espada extremeño lo toreó enfibrado. Mató de pinchazo y estocada.

Curro Díaz cortó una oreja a cada uno de su lote. Su primer trofeo llegó tras una faena, al segundo, en la que predominaron los muletazos con la mano diestra. El toro tuvo buena condición, pero se vino abajo en el transcurso de la faena. El quinto fue un toro que protestó por ambos pitones y nunca quiso romper para adelante, pero Curro le buscó las vueltas y fue armando una faena a base de temple y quietud.

La lluvia se hizo presente en la lidia del primero y provocó que el caballo de Leonardo Hernández se resbalase, en medio de la faena, por lo que sufrió varias volteretas. En una de ellas, el jinete pacense se lesionó el hombro y se vio obligado a entrar en la enfermería. El toro fue apuntillado en el ruedo.

Plaza de toros de Baeza (Jaén). II Corrida del Renacimiento. Media entrada. Toros de Nuñez del Cuvillo (1º para rejones). El 5º, de nombre ‘Comilón’ herrado con el nº 257, fue indultado. logo-mundotoro-fichas-crónicas
Leonardo Hernández, herido.
Curro Díaz, oreja y oreja.
Cayetano, dos orejas y dos orejas y rabo simbólicas.
Ginés Marín, dos orejas y oreja.